GAYS, LIBRES E IGUALES

por gascondaniel

Ha ocurrido tan deprisa que, si uno no estaba al tanto, era fácil no darse cuenta. Pero hemos vivido una revolución, sin sangre y sin víctimas. Hace muy poco tiempo parecía una chifladura o un sueño muy lejano. Hoy en buena parte del mundo es una realidad y parece irreversible. Ha sucedido deprisa, pero también es fruto de un esfuerzo que sostuvieron muchas personas durante mucho tiempo y ayuda a corregir una injusticia que viene desde mucho más atrás.

El resto, en el blog de Letras Libres.

Anuncios